Vivir confinado

Pienso que… el confinamiento que estamos viviendo buena parte de la humanidad, puede ser una experiencia capaz de desarrollar aptitudes y actitudes que no conocíamos de nosotros mismos.

Porque conocerse, requiere de tiempo y dedicación; dos haberes difíciles de hallar entre los hipnóticos estrés, egoísmo o ambición desmesurada, que intentan liderar la sociedad de nuestros días.

Y solo por eso, por la posibilidad de poder dedicarnos un tiempo a nosotros, ralentizando un segundero que parecía volar días atrás, ya podremos sacar algo positivo de esta inesperada experiencia.

Aislarse en un estado de confinamiento es necesario. Y hacerlo saber a las personas que te rodean, si tu confinamiento no es en solitario, también. Y eso, el encerrarse un rato a solas en una habitación, por ejemplo, no es una actitud egoísta, sino seguramente una necesidad de evadirse para poder analizar con calma, pausa y distancia todo lo positivo que podemos extraer de nuestro inusual, más que largo, confinamiento.

Y hacerlo, nos debería también permitir mostrarnos con la madurez y responsabilidad que debemos demostrar en estos días, quizá más que nunca. Dejarse llevar por un ímpetu adolescente o una rabieta infantil no son, ni deberían ser, algo característico de personas que hemos celebrado alguna que otra década, a pesar de deambular con un norte díscolo apresado en pocos metros cuadrados.

Aislarse tampoco debe llevarnos a cegarnos o a teñir de incertidumbre gris un mañana venidero. El futuro sigue ahí, como siempre ha estado, inalcanzable y pregonero de un mañana mejor; alimentando la ilusión de convertirlo un día en presente. Y lo harás, lo haré y lo haremos, al mañana presente, seguro, lejos del gris que hoy intenta nublarnos la vista.

Aislarse tampoco debería llevarnos a sentirnos reos de la soledad, ni siquiera cuando el aislamiento es individual. Es posible que con acciones altruistas como las de llevar la compra a nuestros mayores, o la de aplaudir a diario la excelente implicación de nuestros profesionales sanitarios (que deberíamos alargar para incluir en ellas al personal de transporte, de supermercados, de seguridad ciudadana, de….) estemos sintiéndonos más sociedad que nunca. Celebro que sea así, y que seamos capaces de compartir sensaciones y sentimientos, que nos llevarán a derrotar juntos a un enemigo que no entiende de razas ni riquezas.


Aislarse no solo debería permitirnos descubrir rescoldos de nuestro ser o conciencia que ni sabíamos ser portadores, sino también debería permitirnos conocer mejor a las personas que conviven con nosotros, compartiendo vivienda, amistad, vecindad o confinamiento. Y hacerlo desde el interés y el respeto hacia el prójimo, alejando la tentación de convertir en marca blanca de mi yo, a todo el ser que me rodea.

Aislarse también debería ser una oportunidad de dar alas a los sentimientos que nacen al desempolvar álbumes de instantes de vida, o de vivencias de aquellas personas que aún lo están, lejos de aquí, gracias a nuestros constantes recuerdos, o de volver a escuchar aquella música que nos hizo saltar alocados horas atrás de un día muy largo, o de volver a coger un libro y elegir el protagonista con el que nos sentimos más identificados,… o de algo tan importante como gozar del aburrimiento: la fase anterior de la creatividad por antonomasia.

Y termino estas breves reflexiones personales con el deseo de poder, o si lo deseas podamos, sacar el máximo provecho a vivir un tiempo confinados, aprendiendo de esta experiencia lo suficiente para que, cuando el estrés y la rutina vuelvan a reinar nuestras horas, sepamos regresar a él para analizar con la calma, la pausa y la distancia que merece el usual ajetreo de nuestras vidas.

¿Y tú, qué piensas?

CompARTE ESTE ARTÍCULO

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on print
Share on email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies